Los republicanos españoles exiliados en Francia después de la Guerra Civil tenían un chiste muy cruel para describir sus sensaciones ante la ocupación de Francia por parte del Ejército alemán. ¿ Por qué las carreteras francesas tienen tantos árboles?. Porque a los alemanes les gusta pasear a la sombra. Una mezcla de rencor y desesperanza por el trato recibido por los franceses, con honrosas excepciones. La victoria del Ejército alemán sobre Francia en apenas un mes en Mayo de 1940 marcó el inicio de una ocupación de 4 años. Si bien el trato general dado por Alemania a Francia no puede compararse con el horror planificado y las matanzas de Polonia y La Unión Soviética, la ocupación fue creando el germen de la futura Resistencia chocando no solo con los alemanes sino también con parte de los franceses que colaboró activamente con los invasores.

El 6 de Junio de 1944 fue la fecha elegida para el desembarco en Francia del Ejército aliado en Normandía después de una monumental operación de engaño, con Patton de señuelo en la Operación Fortitude, para hacer creer a Hitler que el desembarco se produciría por el estrecho de Calais. Hitler picó incluso cuando las tropas ya habían entrado en Francia después de una semana. Desde el desastre de Stalingrado el Ejército alemán se batía en retirada en todos los frentes y la única opción que tenían para detener a los aliados era tratar de echarlos al mar ante la primera oleada de la invasión. Eso era lo que propugnaba Rommel, ya desengañado de Hitler, y para ello pedía situar a las divisiones acorazadas lo más cerca posible de la costa y atacar inmediatamente a los invasores mediante un contraataque masivo. No tuvo éxito en sus recomendaciones. Lo que se hizo fue situarlas a una distancia más grande de la costa: un error grave porque la superioridad aérea de los aliados era total y la llegada de refuerzos se retrasó gravemente para los intereses alemanes. Una vez asentados en tierra los ejércitos alidos, con una superioridad material y humana enorme, el reto era avanzar lo más rápidamente posible para terminar la guerra lo antes posible asegurando el puerto clave de Cherburgo para acelerar los suministros. Al principio, el fanatismo y la determinación de los alemanes retrasaron el avance. Pero no fue por mucho tiempo.

robertcapadiad

El final de la partida de dados se inició con el desastre del VI ejército en Stalingrado y se completó con la batalla de Kursk en Julio de 1943, la mayor batalla de tanques de la historia. Alemania perdió la iniciativa y no volvió a recuperarla. En las mismas fechas de la batalla de Kursk, los aliados ponían pie en territorio europeo con el desembarco en Sicilia, una especie de ensayo general para la invasión decisiva del día D. Los soviéticos, y los partidos comunistas occidentales, clamaban desde verano de 1942 por abrir un segundo frente en el contienente para aliviar el esfuerzo bélico soviético. Estos partidos también obedecieron cuando Stalin pactó con Hitler y se repartieron Polonia mediante el pacto Ribbentrop-Molotov. Pero la fuerte defensa de la costa occidental por parte alemana y el desastre del desembarco en Dieppe lo fueron retrasando hasta tener la seguridad de que se haría con éxito.

El dia D se llevó a cabo con el nombre de operación Overlord bajo el mando del comandante aliado Eisenhower. El plan de ataque era sencillo en su concepción pero enormemente difícil y complejo en su realización. La parte principal era el desembarco simultáneo de tropas y tanques en varias playas de la costa normanda precedidos del lanzamiento de paracaidistas varias horas antes para tratar de asegurar algunos puntos clave en la península de Cotentin, puentes principalmente, y sembrar la confusión entre las filas enemigas. Los errores en el lanzamiento provocaron la dispersión de las tropas y posibilitaron el desconcierto en las filas alemanas( muy bien recreado en la serie Hermanos de Sangre). Junto a eso, un estremecedor bombardeo desde los buques de guerra que transportaban a la expedición que no hizo prácticamente ningún daño: erraron los blancos sin alcanzar los objetivos pero formando una espectacular banda sonora. Las playas elegidas fueron: Gold, Juno y Sword para las tropas británicas( y con canadienses) y Utah y Omaha para los estadounidenses. Omaha fue, sin duda, la que se llevó la peor parte y donde se vivieron los combates más encarnizados. Se notaba que estaba defendida por una división veterana del frente ruso, la 352, y no por tropas inexpertas. En Omaha todo fue mal antes, incluso, de empezar. El mar agitado hizo hundirse varias lanchas de desembarco y muchos soldados sufrían mareos antes de entrar en combate. La escasa efectividad el bombardeo les hizo ser un blanco muy fácil en cuánto pusieron pie en tierra a merced de los emplazamientos de ametralladoras en posiciones elevadas.

Con el desembarco en Normandía se hacía realidad la peor pesadilla del Estado Mayor alemán: la guerra en dos frentes. Antes de la invasión, Alemania ya tenía perdida la guerra. Con la entrada en Francia, el final se acelera impidiendo que el Ejército Rojo ocupara más territorios de Europa de los que consiguió finalmente. Algo de suma importancia que no se ha valorado en su justa medida. Una vez asegurado el desembarco y las cabezas de playa, el Ejército alemán comprendió que estaba todo perdido, la guerra y el propio país, y fue uno de los detonantes del atentado del 20 de Julio de 1944 que casi acaba con la vida de Hitler. La pinza ejercida por la Unión Soviética, su antigüo aliado, en el este y por los aliados occidentales desde Francia, era una fuerza contra la que no podían luchar. París fue liberado el 25 de Agosto y la entrada en territorio alemán era solo cuestión de tiempo.

Anuncios